Seleccionar página

Cerrajeros Urgentes
El uso de persianas es muy común actualmente en los hogares, es el elemento decorativo de elección para muchos, debido a su eminente presencia, elegancia y el toque de singularidad que presta hacia la mirada de quien la observa.
Otros nombres que se le dan a las persianas horizontales son persianas venecianas.
Por requerir mantenimiento de rutina, en algunos casos es necesario desmontarlas; o para el caso en el que necesites cambiarlas, ¿conoces como desinstalar una persiana horizontal o persiana veneciana?, en este artículo te enseñaremos cómo, para que puedas cambiar tus persianas las veces que desees y goces de un ambiente pleno, tranquilo y muy bien decorado en todo tu hogar.
Consideraciones a tomar en cuenta
A pesar de que puede sonar bastante complicado, el desinstalar o desmontar una persiana horizontal es una tarea muy sencilla, haciendo uso de una técnica rápida.
Es necesario que tengas a la mano un destornillador, el cual será útil en todo el proceso.
De poseer mucho polvo, se puede usar una mascarilla, siendo obligatoria en personas alérgicas. Para poder limpiarla un poco, antes del proceso de desinstalación, se le puede pasar un paño húmedo que quite el polvo y la suciedad adherida.
Pasos a seguir para desinstalar una persiana horizontal
Paso 1: Debes inclinar las tablas hasta el momento en que estas estén en una posición horizontal a la vara de instalación. El otro tipo de persiana con el que puedes contar son aquellas en las que se cuenta con un tirante o cordón, en este caso, se hace exactamente lo mismo.
Paso 2: Se deben retraer las persianas, para esto puedes proceder a subirlas hasta que se encuentren completamente retraídas y podamos proseguir. Baja el cable individual de ellas para esto puedes ayudarte del mango, el cual se localiza usualmente a un lado de la persiana. Este cable activará los rodillos para que de esta manera puedan subir las persianas hasta el final.
Paso 3: Una vez retraídas, localiza en la parte superior de la persiana los sujetadores. Para desprenderlos necesitaremos retirar las hendiduras de la galería y jalar hacia abajo. Para liberarlos y quitarlos se levanta la parte inferior de esta.
Paso 4: Debes empujar las persianas contra la pared antes de sacarlas de sus bordes, los cuales proporcionan el soporte de ellas. Luego de esto se procede a levantar la parte superior de los corchetes que se encuentran en ella, para que el soporte se abra y se logre sacar la persiana.
Es indispensable conocer el tipo de persiana con el que cuentas, ya que algunas vienen atornilladas en sus extremos superiores; de ser este su caso, solo necesitaras el destornillador y realizar de igual manera todos los pasos que te indicamos anteriormente.
El manejo y cuidado de las persianas es fundamental, es un procedimiento que debe hacerse con suma precaución, de manera pausada y progresiva, evitando dañar alguna de las partes de la persiana.
Es común que al hacerles mantenimiento o al desmontarlas lo anterior no se cumpla y se cuente con un resultado final no deseado, por lo que se recomienda hacerlo de una manera paulatina.
Como vemos es una técnica rápida y sin complicaciones, más se debe tener en cuenta las recomendaciones. De esta manera, ya sea por limpieza, o desmontaje por decoración y sustitución, siempre podrá desinstalar sus persianas satisfactoriamente y sin problemas.
Lo mejor de todo es que con este artículo no tendrás que recurrir a un profesional para poder hacer el mantenimiento que desee a sus persianas, pues, con poco presupuesto y dedicación, podrás obtener los mismos resultados profesionales.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR
Aviso de cookies